Becas Bicentenario

En 2009 el Ministerio de Educación de la Nación creó el Proyecto Institucional de Apoyo a las Becas Bicentenario 2009-2011. En ese marco, convocó a las universidades nacionales a la presentación de proyectos trianuales con el objeto de fortalecer el ingreso y la permanencia en las disciplinas de ingeniería, informática, agropecuarias, veterinaria, bioquímica, farmacia y ciencias exactas y naturales. 

En consecuencia, nuestra Universidad presentó un proyecto trianual integrado y transversal en el que se trabaja en tres líneas de acción: articulación con la escuela media (ver Proyecto Articulación), actualización y perfeccionamiento de la planta docente de primer año y compra de equipamiento software y bibliografía para mejorar la formación práctica.

Dichas líneas se articulan en un conjunto de acciones comunes implementadas en cada una de las unidades académicas involucradas, respetando en cada caso sus particularidades y/o requerimientos académico-institucionales. Participan del Proyecto, con todas sus carreras, las facultades de Ciencias Agrarias, Ingeniería, Ciencias Aplicadas a la Industria y el Instituto de Ciencias Básicas. Mientras que con una carrera participan el Instituto Tecnológico Universitario (carrera de Instalaciones Industriales y Mantenimiento) y la Facultad de Artes y Diseño (carrera de Diseño).

Las acciones realizadas sobre la actualización y perfeccionamiento de la planta docente de primer año consistieron en diseñar estrategias docentes y propuestas de evaluación, centradas en el aprendizaje de los estudiantes de los primeros años de las carreras incluidas en el proyecto, con el fin de optimizar el desarrollo del pensamiento complejo y las competencias básicas y generales, que mejoren el rendimiento académico de los alumnos.

En referencia a ello el trabajo realizado en relación con el acompañamiento a los equipos docentes fue un proceso de acercamiento y formación continua en las diversas facultades que participan.

Se optó por la modalidad de taller permanente, en lugar de cursos de capacitación tradicionales, por cuanto se estima que un trabajo continuo de acompañamiento resulta más significativo. Para el diseño del taller se sistematizó la información recabada en las unidades académicas con el objetivo de conocer cuáles eran los conocimientos en relación con la Educación Basada en Competencias.